la alegría de ser perdonados: Adoración / Crecimiento - Desayuno espiritual 09 de octubre de 2014

10072014.mmitm.mjb
La belleza del carácter y la naturaleza del Señor nos lleve a un lugar profundo de alabanza y adoración a Aquel que es el Lirio de los Valles, la Rosa de Sarón, y la estrella resplandeciente de la mañana.
Los veinticuatro ancianos se postran delante del que está sentado en el trono, y adoran al que vive por los siglos de los siglos, y echan sus coronas delante del trono, diciendo: Digno eres, Señor, de recibir la gloria, la honra y el poder; porque tú creaste todas las cosas, y por tu voluntad existen y fueron creadas. Y cantaban un nuevo cántico, diciendo: Digno eres de tomar el libro y de abrir sus sellos, porque tú fuiste inmolado, y nos has redimido para Dios con tu sangre, de todo linaje, lengua, pueblo, y nación;
¿Que aspecto tiene Jesús? Cuando la Biblia nos habla de la apariencia de Jesús, no describe su características físicas, - la referencia de Isaías acerca de su apariencia física nos dice,  
".. No había en él belleza ni majestad alguna; su aspecto no era atractivo y nada en su apariencia lo hacía deseable.y cuando le veremos, mas sin atractivo para que le deseemos. "  Isaías 53: 2
La Biblia describe la apariencia de Jesús para mostrarnos acerca de su carácter y sus acciones.  Él pasó haciendo el bien. Él tuvo compasión de las multitudes al  verlos como ovejas en necesidad de un pastor. Él sanó a los enfermos y liberó a los oprimidos. Él consoló a los que lloraban y tocó las vidas de aquellos que eran intocables.
Jesús se mostraba como amor; Tenía el aspecto de la alegría; Parecía el fruto del Espíritu. En su rostro, la gloria de Dios se refleja, a través de sus ojos se veía el corazón del Padre, de su sonrisa el favor de Dios se ha manifestado.
Jesús se parecía a la pureza y la santidad. Tenía el aspecto de todo lo bueno y correcto. Cuanto más nos acercamos a Jesús y aprendemos de su corazón, más belleza vemos. Al igual que la rosa, que se encuentra en su cercanía que la fragancia es más fuerte y más dulce. A medida que nos acercamos a Él en adoración veremos Su belleza con más claridad, y como nos deleitamos en su presencia,  la fragancia del Señor embriaga a nuestras almas.
Señor, Tú eres hermoso. Te Honro . Quiero acercarme a ti y aprender de tu mente; Quiero caminar cerca de Ti y entender tus caminos; Quiero estar cerca de ti y aprender de tu corazón. Aumentar mi capacidad de comprender la altura, profundidad, longitud y anchura de tu amor increíble. Cada día quiero contemplar tu rostro, ver tu gloria, y llegar a ser un adorador de lo que eres y todo lo que haces.
Crecimiento
Debido a que Jesús está vivo en nosotros, su vida va a producir fruto para Su gloria.
Seré como rocío para Israel: él florecerá como lirio, y extenderá sus raíces como el Líbano. Antes bien, creced en la gracia y en el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. A él sea gloria ahora y para siempre. . Amén  que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el conocimiento de Dios;  Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto, porque separados de mí nada podéis hacer.  Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza: contra tales cosas no hay ley.
La maravilla de una semilla es que sólo se produce la vida después de haber sido plantada en la tierra y muere. El mensaje del Evangelio es que la vida ha salido de la muerte. Él murió para que nosotros pudiéramos vivir. Fue enterrado para que podamos ser resucitados a una nueva vida.
Cuando llegamos a Jesucristo por la fe, pasando de nuestra oscuridad personal del pecado, y recibimos su gracia y perdón, Él nos limpia y viene a vivir dentro de nuestros corazones.Nacemos de nuevo de su Espíritu. La vida de la resurrección de Jesucristo nos entra y somos cambiados. Él siembra en nosotros la semilla de su reino, y por medio de nuestra fe y la obediencia de la nueva vida comienza a crecer.
La vida de Cristo no es producida por el estudio de cómo vivió Jesús y luego tratar de imitarlo. No es un guión que estudiamos y tratamos de actuar. Su vida es una vida real, toda una vida, una vida plena, una vida verdadera, una vida digna, una vida con sentido ... es su vida vivida a través de nosotros. Es su belleza que otros ven y es Su fragancia que otros se sienten atraídos. Él es tu vida.Él es todo lo que hay. Él es todo lo que vale la pena conocer y todo lo que realmente importa.
Señor, gracias por el buen trabajo que has comenzado en mí. Gracias estoy vivo en ti a causa de la vida del Espíritu Santo dentro de mí. Quiero descansar en su amor, y permanezco en Su presencia.Quiero crecer en la fe y ver su vida formada en mí. Dame de comer a través de Su palabra, y regar las semillas que se plantan en mi corazón. Hazme una rama fructífera que puede alimentar a otros, y que todos los días te glorifica.
Cómo ser perdonado
Una de las mayores alegrías que el corazón puede experimentar es el perdón. Ninguna otra cosa puede liberarte de la culpa del pasado, y colocar a los pies en un nuevo camino de esperanza. El perdón viene a usted como un don gratuito de Dios. Usted no puede ganarlo de alguna forma, sólo debe recibirlo. El perdón no está basado en lo que has hecho, lo bien que se ha tratado de ser, o lo sincero que hayas sido. Su perdón se basa en el sacrificio que Jesucristo ha hecho por tus pecados.Es por su sangre solo que podemos ser limpios.
Su perdón esta sólo a una oración de distancia. Dé vuelta a su corazón a Dios, confiesa y abandona tus pecados, y pídele que te limpie y perdone. Su palabra dice que El lo hará por Su gracia y misericordia. El te lava y te hace limpio. Al orar, pidele a Jesucristo que entre en tu corazón y viva contigo. Él será tu Señor y Salvador, y tu vida ël la hará nueva en el interior.
Pídele hoy y empiezatu mañana con la alegría de ser perdonado.
Que si confesares con tu boca al Señor Jesús, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para justicia; y con la boca se confiesa para salvación.  Romanos 10: 9,10
El cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas y nos ha trasladado al reino de su amado Hijo, en quien tenemos redención, el perdón de los pecados.  Colosenses 1: 13-14

Comentarios

Entradas populares de este blog

A donde fue Cain después de haber matado a su hermano Abel

{Ester} Dia XVI... Consuelo - Desayuno espiritual 28 de febrero de 2015

Las Doce Combinaciones Temperamentales III